Viernes, 27 Mayo 2022

JAEN: UNA ESCAPADA GASTRONÓMICA AL BOSQUE DE 70 MILLONES DE OLIVOS

JAEN: UNA ESCAPADA GASTRONÓMICA AL BOSQUE DE 70 MILLONES DE  ... Imagen 1

 

Nos recomiendan que no nos perdamos la última en El Gorrión, donde presumen de una historia de amor que nació en el bar gracias a un jamón... y qué queréis que os diga, a eso una no puede resistirse.

NERE wOJ208No ha sido casualidad que esta provincia andaluza haya llenado, a lo largo de los últimos años, páginas de prestigiosas revistas de viaje y reportajes de suplementos dominicales, así como escalado posiciones en las más reputadas guías gastronómicas.

El deleite visual comienza durante el viaje, cuando atravesamos ese gran bosque de olivos que salpica sus carreteras, pueblos, castillos y aldeas. Perfectamente alineados en preciosas hileras, parecen aguardar sin prisa a la siguiente cosecha. Jaén produce el 20% del aceite de oliva del mundo, siendo el 90% variedad picual, muy gastronómico, con notas a tomate, higuera y hierba, exquisitamente picante con un toque de amargor.

Pero Jaén es mucho más que aceite. Los jienenses más osados nos dicen que “San Sebastián es la Jaén del Norte”. Por eso esta donostiarra ha decidido que arrancamos la escapada con una ruta de tapas por la capital. Para ver qué se cuece. Y la sensación no puede ser mejor. Bienvenidos a las tabernas de toda la vida. La ruta empieza en La Manchega, fundada en 1886 (es la más antigua de Jaén) donde Pepe, dueño del local ya jubilado pero que todavía anda por allí, nos propone una hermosa tapa (¡y gratuita!) de Pipirrana, un clásico. 

Como la cosa pinta bien, continuamos en la Taberna Alcocer, entre flamenquines, tapas contundentes y verduritas. La Barra, otro de los que no puede faltar en la ruta porque hay que probar el Rossini, el cóctel de vino de la casa, y las migas con avíos, tampoco falla. Nos recomiendan que no nos perdamos la última en El Gorrión, donde presumen de una historia de amor que nació en el bar gracias a un jamón y… qué queréis que os diga, a eso una no puede resistirse. Vamos allá en busca de leyendas de pasión y también de su famosa tapa de queso manchego

Pero si hay un nombre escrito en el firmamento gastronómico de Jaén ese es el de Pedro Sánchez Jaén (Pedrito Bagá), cocinero humilde, admirado y querido por todos sus compañeros de profesión, un loco romántico que enamora con su cocina desde un espacio tan personal e irrepetible como maravilloso. Con un aforo máximo de 15 comensales, contacto directo con la cocina, un menú degustación de 3 aperitivos, 12 platos y 2 postres que varía cada semana y una cocina sencilla pero intensa en sabores y texturas, se ha convertido (sin buscarlo) en un gran embajador de su tierra. ¡Enhorabuena Pedro!

Para tener un final de fiesta como la escapada lo merece, elegimos como lugar de descanso un rincón de esos en los que apetecería perderse eternamente. Porque vamos a dormir frente a un mar de olivos, en un hotel con cocina casera km0 y con unas impresionantes puestas de sol. Porque Jaén hay que sentirlo.

 

www.calerillahotel.com
www.bagagastronomico.com

 

 

+ ARTÍCULOS RELACIONADOS

NERE retrato 5763 OJ166

  

 

TURISMO GASTRONÓMICO 

NERE ARIZTOY 
Consultora de turismo gastronómico especializada
en sistema alimentarios