Martes, 27 Octubre 2020

LOS SPEAKEASY Y LA LEY SECA AMERICANA

En estos momentos difíciles, en los cuales estamos obligados a confinarnos en casa para prevenir y combatir la pandemia mundial del Covid-19, me viene a la cabeza los años 20 en Estados Unidos, donde en aquella época aunque por otros motivos muy diferentes los bares se vieron muy mermados por la Ley Seca, donde estaba prohibido la elaboración, transporte y venta de alcohol.

Esta época comenzó el 17 de enero 1920 y duro hasta el 7 de abril de 1933. Durante estos años, al estar prohibida la venta de alcohol pero no su consumo, surgió una industria clandestina con las diferentes mafias como protagonistas. Todos conocemos a Al Capone, un personaje que sirvió de inspiración para numerosas películas.

Paradójicamente, se siguió importando vino de Jerez para uso religioso y medicinal, pero no solo esto, sino que como ya os comenté en mi artículo anterior, se podían comprar diferentes destilados en farmacias, puesto que su uso principal era medicinal.

Como resultado de esto, aparecieron los Speakeasy, es decir los bares clandestinos. Estos establecimientos estaban en las trastiendas de otros establecimientos como por ejemplo el famoso Please Don´t Tell, una hamburguesería de Nueva York, en la cual, al final de establecimiento había una cabina telefónica, en la cual llamabas a un número de teléfono concreto (era un código secreto) y se te abría la puerta para entrar a la parte de atrás, es decir al Speakeasy (coctelería).

Este formato de establecimientos no ha pasado de moda, sino que ahora mismo está cogiendo cada vez más fuerza en la mayor parte del mundo: Londres, Berlín, Barcelona, Madrid… y como no, en Hong Kong, donde hace varios años puede entrar a la Room 309: The Cocktails Room. Esta coctelería está en la 3ª planta del The Pottinger Boutique Hotel. Cuando llegas, solicitas en recepción que tienes una reserva en la habitación 309 (si no tienes reserva previa no puedes entrar), te piden los datos como si fueras a registrarte en el hotel y te dan la llave de la una habitación, la 309. Subes en el ascensor a la 3ª planta y entras en lo que externamente es una habitación más, aunque en esta ocasión accedemos a una autentica coctelería.

Esto no es un ejemplo aislado, ya que esta inspiración de los años 20 es un negocio que está en auge, por ello cada vez se abren más establecimientos de este formato.

Volviendo a nuestra realidad actual, el cóctel que os propongo hoy es un cóctel para poder llevar mejor el confinamiento casero, ya que os quiero dar una receta de uno de los cócteles más famosos pero a su vez más prostituídos como es la Sangría. La sangría o los vinos aromatizados tienen sus inicios ni más ni menos que en la antigua Grecia o incluso antes, pues desde la primera elaboración del vino, éste se mezcló con diferentes hierbas, frutas y especias para que tuviera un mejor sabor. Éste es un cóctel que podemos hacer perfectamente en casa, con las diferentes frutas y alcoholes que tenemos a mano. Ésta es mi receta, pero os animo a que cada uno de vosotros hagáis vuestra propia mezcla en casa y la compartáis con el resto a través de las redes sociales #MiSangria #YoMeQuedoEnCasa

   

SANGRÍA ONDOJAN

INGREDIENTES:

      • 70 cl Campo Viejo Vendimia Selecciona
      • 2,5 cl Dry Curaçao Pierre Ferrand (Triple Seco)
      • 2,5 cl Ron Plantation 3 Stars
      • 20 cl Naranja & Lichi Schweppes Premium Mixer
      • 10 cl Limón & Quinina Schweppes Premium Mixer
      • 50 grs de azúcar blanco
      • ½ Naranja
      • ½ Pera
      • ½ Manzana (*)

ELABORACIÓN:

Primero cortaremos la fruta en rodajas, la pondremos en la jarra, añadiremos por encima el azúcar, añadiremos el Dry Curaçao y el Ron Plantation, así como un poco de vino, mezclaremos bien y dejaremos reposar durante 10 minutos, para que así la fruta haga una pequeña maceración, a continuación añadimos el resto del vino, hielo y por ultimo los Mixer.

* Quien no cuente con estos mixers, aunque son nuestros preferidos, puede utilizar cualquier refresco carbonatado de naranja o limón. También otros licores o vinos. El resultado no será el mismo, pero disfrutará igualmente de su sangría.

 

+ ARTÍCULOS RELACIONADOS

ALBERTO BENEDICTO OJ150 web

  

 

ARTE LÍQUIDO! 


ALBERTO BENEDICTO


Especialista en coctelería
www.aquavitaecocktails.com/